Murciélagos: estudios de las comunidades y conservación en el sur de México

 

 

Laboratorio de Primatología

 

Estación de Biología Tropical Los Tuxtlas, Instituto de Biología

Universidad Nacional Autonoma de Mexico


Los murciélagos son un grupo de mamíferos que comparten la selva con mamíferos no voladores como los monos aulladores y los monos araña. A pesar de la diferencia en hábitos, nocturnos vs diurnos, voladores vs non voladores, se dan interacciones indirectas entre estos dos grupos en el dosel de la selva. Estas interacciones tienen que ver con la manera en que ambos grupos comparten recursos alimentarios, especialmente frutos. Debido a esto, los quirópteros han sido de interés en nuestras investigaciones básicas en la selva protegida de la Estación de Biología Tropical Los Tuxtlas de la UNAM.


En ambientes tropicales, los murciélagos representan 40-50% de las especies de mamíferos presentes en una región determinada. Debido a la gran variedad de hábitos alimentarios (basados en el consumo ya sea de frutos, néctar, insectos, carne o sangre) y por su complejo comportamiento de forrajeo que involucra formas variadas de vuelo, los murciélagos participan activamente en varios procesos ecológicos importantes en la dinámica de las selvas. Por ejemplo, dispersan las semillas y el polen de aquellas plantas que favorecen como fuentes de alimento, contribuyendo así a la reproducción de estas y al proceso natural de regeneración de las selvas.

 De igual manera, aquellos murciélagos que dependen de proteína animal como fuente de alimento, regulan de forma importante las poblaciones de muchos insectos y pequeños vertebrados, algunos de los cuales, sin suficientes depredadores naturales, pueden llegar a ser plagas para cultivos.

 

(fotos a la derecha – cortesía de Bat Conservation Internacional. www.batcon.org )


Los quirópteros como los primates también han sido victimas de la destrucción, fragmentación y aislamiento de sus hábitats por la actividad humana. El estudio de las respuestas conductuales y demográficas a los cambios en la disponibilidad de sus hábitat por parte de quirópteros y primates e,s por consiguiente, de sumo interés en nuestras investigaciones. Estos nos permiten investigar como divergen o convergen estos grupos en sus respuestas al cambio ambiental, ampliando así la fortaleza de los diagnósticos, a nivel del paisaje, sobre la capacidad de ambos grupos animales para persistir en paisajes modificados por la actividad humana.

 

A continuación se hace una descripción general del programa de investigación de este laboratorio con murciélagos. Dicho programa se lleva a cabo en la región de Los Tuxtlas y en otros sitios del sureste, ubicados en estados como Tabasco, Chiapas, Campeche y Yucatán. En el caso de estos dos últimos estados, los estudios se efectúan en colaboración con el Dr. Salvador Montiel, investigador en el CINVESTAV-Mérida.

 

Resultados de estos estudios pueden ser consultados en la publicaciones científicas listadas en la sección de “publicaciones”, la cual puede ser visitada  activando el “link” con el mismo nombre en la pagina principal de este sitio.


En las últimas décadas, las selvas tropicales, hábitat natural de la mas alta diversidad de murciélagos, han estado sujetas a una rápido y extensivo proceso de transformación por actividades humanas (e.g. ganadería, agricultura, tala y urbanización). Tales actividades, han resultado en la destrucción y fragmentación de la selva causando la extinción local de muchas especies y afectando seriamente la persistencia a mediano y largo plazo de las poblaciones remanentes.

 

Es la impresión general que la amplia capacidad de vuelo que poseen los murciélagos los faculta para acceder a tipos de hábitat alternativos en un paisaje dado, tolerando con ello la reducción y el aislamiento de su hábitat natural. Sin embargo, a pesar de su alta movilidad y lento recambio poblacional, la información disponible indica que los murciélagos parecen ser muy sensibles a la perdida y fragmentación de su hábitat natural. Desafortunadamente, es poca la información disponible en la literatura científica sobre los ajustes y estrategias de los murciélagos para adaptarse a la discontinuidad de su hábitat natural inducida por la actividad humana en los trópicos, lo que hace mas difícil la conservación de las poblaciones y especies.


 

Varios aspectos sugieren el uso de quirópteros para el estudio y monitoreo de la biodiversidad en el trópico y para diagnosticar los efectos de la fragmentación de las selvas por la actividad humana sobre el bienestar de las selvas remanentes.

 

·         Se trata de comunidades muy diversas

·         Sus poblaciones son relativamente numerosas

·         Ocupan una diversidad alta de nichos ecológicos y presentan un gran diversidad de hábitos

·         Son sensibles a la degradación de sus hábitats naturales por la actividad humana

·         Son relativamente fáciles de observar y estudiar

 


 

 Las selvas de Mesoamérica, incluyendo aquellas del sur de México, han sufrido una vasta transformación en su distribución por la actividad humana.

 

Las tasas de forestación estimadas por la FAO para esa región son de aproximadamente 400,000 ha/año

 

Tres efectos importantes de la fragmentación de las selvas sobre las poblaciones animales son:

 

  • disminución en el tamaño efectivo de las poblaciones
  • aislamiento de las poblaciones
  • extinción local de poblaciones y especies.


 

 Los estudios por nuestro grupo de trabajo sobre las respuestas conductuales y demográficas de los murciélagos a la destrucción, fragmentación y aislamiento de sus hábitats por la actividad humana, utilizan una perspectiva a nivel del paisaje.

Esta perspectiva nos permite generar modelos que describen cuales han sido los cambios en los paisajes originalmente forestados y como se ajustan los ensambles de murciélagos a estos – que especies logran persistir y cuales no, que tan abundantes son las primeras, que tipos de vegetación les favorece, y si mantienen o no su actividad reproductora.

 

Asimismo, nos interesa generar modelos que describan el rumbo que seguirá el cambio en la distribución del hábitat de los murciélagos si no se modifican los sistemas de manejo de la tierra. Si estos se modifican, es importante evaluar,  a nivel del paisaje, si son compatibles con la conservación de los murciélagos y el fortalecimiento de las economías locales.

 


 

Nuestros estudios se han concentrado en la selva protegida de la reserva de la biosfera de Los Tuxtlas (de la cual forma parte la Estación biológica de la UNAM), así como en los paisajes fragmentados adyacentes o en la cercanía a esta.

Otros sitios están ubicados en el estado de Tabasco, en la región de Comalcalco. Aquí trabajamos en áreas de selva así como en paisajes dominados por cultivos económicamente importantes como es el caso del cacao. 

Las selvas del Parque Nacional Palenque, en el estado de Chiapas y los paisajes fragmentados adyacentes son también nuestro foco de atención en estudios con murciélagos.

 

La reserva de la biosfera de Celestum y la reserva de Los Petenes en los estados de Yucatán y Campeche han permitido el desarrollo de estudios de murciélagos en ambientes naturalmente fragmentados (ver abajo).

 

 


A continuación se da una semblanza de los sistemas de muestreo que utilizamos para estudiar a los murciélagos. Utilizamos redes de hilo muy fino que no puede ser detectado por el sistema de ecolocación de los murciélagos. Esto permite la captura de estos y después de unos minutos de procesamiento (ver abajo) son liberados. También usamos detectores de ultrasonidos como técnica complementaria. Estos nos permiten medir la actividad de los quirópteros, determinando así sus preferencias por ciertos tipos de hábitat. También nos permiten guardar registros de sus vocalizaciones las que son examinadas por medio “software” específicos que nos permiten, gradualmente, ir compilando un inventario de firmas vocales para cada especie.



 




 

Estudios de quirópteros en paisajes naturalmente fragmentados

 

En ambientes tropicales, los efectos de la destrucción y la fragmentación del hábitat sobre los conjuntos de quirópteros, han sido  evaluados en paisajes transformados por actividades humanas. Estos estudios, como aquellos realizados en Los Tuxtlas por nuestro grupo de trabajo, han permitido diagnosticar la flexibilidad de respuestas al cambio en la disponibilidad y distribución del hábitat por las especies de murciélagos. Dichos diagnósticos pueden ser refinados investigando como se han adaptado los murciélagos a paisajes naturalmente fragmentados, bajo la premisa de que la fragmentación antropogénica del hábitat se da en tiempo ecológico, mientras que la fragmentación natural del hábitat se ha dado en tiempo geológico. Asumiendo, en este ultimo caso, que los murciélagos han desarrollado ajustes y estrategias de vida que les han permitido persistir en estos ambientes con éxito. Con esta información a la mano, podremos mejorar el nivel de precisión de nuestras propuestas de conservación para poblaciones de quirópteros que existen en paisajes selváticos modificados por la actividad humana.

 

Afortunadamente para nuestros intereses, en México existe una región geográfica en la península de Yucatán constituida por el ecosistema de Petenes. Estas son islas discretas de vegetación selvática que ocurren de modo natural en una matriz de sabanas naturales, y que aparecen de modo frecuente debido a pequeñas elevaciones del terreno, en donde la vegetación selvática puede establecerse.  

 

Los petenes son especialmente diversos en la fauna que resguardan, incluyendo los mamíferos. Los quirópteros son un componente importante de este grupo, pero poco era conocido acerca de estos hasta que iniciamos una serie de proyectos ahí en el 2001. Estos se han venido desarrollando en colaboración con el Dr. Salvador Montiel, investigador del Depto., de Ecología Humana del CINVESTAV-Mérida, y coordinador del programa de investigación en los petenes.

 

 

 

 

Para mayores informes sobre este proyecto, favor de consultar:

 

http://www.mda.cinvestav.mx/proy_fauna/proyectobats.htm

 

El estudio se lleva a cabo en dos reservas colindantes y ubicadas a lo largo de la costa occidental de la península de Yucatán. Una es la reserva de la biosfera de Celestum y la otra, al sur de esta, es la reserva de Los Petenes.

 

Los mapas a la derecha muestran la ubicación de la reserva de Celestum en la costa occidental de la península de Yucatán, y la imagen satelital muestra los limites de la reserva y la distribución de las islas de selva (la multitud de áreas pequeñas de color verde oscuro – el color verde claro son las sabanas naturales).

 

 

 

 

 


 

Para mas informes sobre las líneas de investigación con murciélagos descritas arriba, consultar las publicaciones en el link "publicaciones" en la pagina principal o escribir a: <aestrada@primatesmx.com>


copyright@Alejandro Estrada 2006

Regresar a la pagina principal